Los salvadoreños que residen en Estados Unidos enviaron en febrero al país 314,8 millones de dólares, un 12,6% más que en el mismo mes de 2011, informó el viernes el Banco Central de Reserva.

En febrero de 2011 las remesas totalizaron 279,6 millones de dólares.

En los dos primeros meses de 2012 las remesas sumaron 582,1 millones de dólares, superando en 53,4 millones a lo ingresado en el mismo periodo de 2011, mostrando un crecimiento de 10,1%, según el informe oficial.

De las remesas recibidas en los primeros dos meses del año, el sistema bancario liquidó 414,4 millones de dólares y el resto fue trasladado por familiares que visitaron El Salvador y por gestores de encomiendas.

El informe del Banco señaló que "a pesar de la tasa de desempleo en Estados Unidos que llegó a 8,3%, se crearon 227.000 empleos. Este incremento se ha reflejado en una mejora en el envío de remesas y en la tasa de crecimiento más alta mostrada en el período".

Según cifras oficiales, unos 2,5 millones de salvadoreños viven en Estados Unidos. Actualmente hay unos 212.000 amparados en el programa temporal migratorio, conocido por sus siglas en inglés TPS, que les permite residir y trabajar en ese país.

Las remesas familiares procedentes de Estados Unidos son pilares fundamentales para la economía salvadoreña. En 2011 se registraron remesas por 3.648,8 millones de dólares, lo que representa alrededor del 16% del producto interno bruto, según el Banco.