Una pieza para piano que los expertos le atribuyen a Mozart cuando éste era un niño prodigio fue interpretada el viernes por primera vez desde que fuera descubierta el año pasado, tras haber pasado siglos escondida en un ático.

La pieza de 84 compases, señalada como "allegro molto" o "muy rápido", fue interpretada el viernes por Florian Birsak en el piano del compositor, en una sala de la casa de Mozart en Salzburgo.

La Fundación Mozarteum de Salzburgo, que organizó la presentación, dijo que el manuscrito apareció a mediados del año pasado como parte de un libro de 160 páginas escrito a mano con piezas para piano. Fue hallado durante una limpieza al mohoso ático de una vieja casa en Tyrol, donde habría pasado siglos.

Parte de una colección de notas de un profesor de música de la ciudad, el libro data de 1780, 24 años después del nacimiento de Mozart. El manuscrito interpretado el viernes llevaba el nombre de "Del Signore Giovane Wolfgango Mozart", que en italiano se traduce como "Señor Wolfgang Mozart hijo".

La musicóloga Hildegard Hermann-Schneider, quien rastreó la composición a Mozart, dijo que el hecho de que otras piezas del libro eran obras famosas del padre de Mozart, Leopold, reforzaron la teoría de que la obra era genuina. Además, Leopold Mozart solía etiquetar las obras de su hijo con el nombre de "Wolfgango", agregó.

Por el estilo de la composición, Hermann-Schneider la atribuyó a un Mozart de unos 11 años.

La pieza muestra "una serie de componentes que se encuentran frecuentemente en otras obras de piano de Mozart", dijo el Mozarteum en un comunicado. "A juzgar por el nivel de conocimiento actual, debe tratarse de una genuina frase de sonata de Mozart".