Un estadounidense, implicado en cuatro incendios intencionales durante el primer día del año en el área de Nueva York incluyendo uno contra un centro cultural islámico, fue acusado de delitos de odio racial a nivel federal y estatal.

La acusación contra Ray Lazier Lengend fue hecha pública el lunes en la Corte Suprema del distrito de Queens y en la Corte Federal de Brooklyn. De inmediato no hubo información sobre el abogado de Lengend.

Lengend, residente de la ciudad de Nueva York, fue imputado de incendio intencional como delito de odio racial y de otros cargos en el lanzamiento de bombas incendiarias a cuatro inmuebles, entre ellos un centro cultural islámico y una casa utilizada como templo hindú. No hubo lesionados en los ataques.

Las autoridades dicen que Lengend tenía agravios personales con todos los blancos e hizo directas declaraciones antimusulmanas.

Lengend podría recibir una sentencia de entre 25 años de prisión y cadena perpetua de ser hallado culpable del principal cargo de incendio intencional como delito de odio racial.