El camarógrafo de Univision agredido por el intérprete de merengue urbano Omega retiró el viernes su querella tras llegar a un acuerdo con su agresor, informaron los abogados de ambas partes.

Angel Zabala, representante del camarógrafo César Serra y de Univision, dijo a los periodistas que tras llegar a un acuerdo sobre las "diferencias entre ambos", la denuncia fue desistida.

Omega, cuyo nombre verdadero es Antonio Pieter de la Rosa, permanecía detenido luego de que Serra denunció que el cantante y tres acompañantes lo habían golpeado la noche del martes tras la entrega de los premios Casandra. Serra dijo que le habían dañado su cámara y que le robaron equipos para impedir que los grabara cuando abordaban un taxi.

Pieter de la Rosa, de 34 años, fue trasladado la tarde del viernes ante un juez para que se pronunciara sobre la solicitud de prisión preventiva presentada por la fiscalía ante los antecedentes agresivos del cantante.

El fiscal a cargo del caso, Carlos Hernández, pidió que Pieter de la Rosa permanezca detenido bajo los cargos de robo, inferir golpes y heridas al camarógrafo, agresiones contra una adolescente y por crimen contra la paz pública.

"La prensa ha dicho muchas cosas que son mentiras", dijo el cantante cuando era trasladado de una celda en el palacio de justicia de Santo Domingo al tribunal. Pieter de la Rosa insiste que nunca golpeó, ni tocó al camarógrafo.

Serra y la reportera con quien trabaja, Gelena Solano, se reunieron con el cantante horas antes en la celda donde Pieter de la Rosa permaneció recluido desde el miércoles.

Tras el encuentro, los abogados de ambas partes informaron que la querella por robo con violencia había sido retirada.

Freddy Mateo, abogado del cantante, dijo tenía un documento en el que el reportero gráfico declaró de manera libre que desistía de la querella.

Serra había dicho que debido al sangrado en un oído provocado por los golpes de Pieter de la Rosa y sus acompañantes, tuvo que pasar la noche del martes en un hospital.

Además de la denuncia del camarógrafo, una adolescente de 15 años que presenció los hechos y los grabó con la cámara de su celular denunció que ella y su madre también fueron blanco de violencia física por parte del cantante.

La adolescente, cuyo nombre se omitió por razones legales, retiró el jueves su querella luego de llegar a un acuerdo amistoso con el cantante, anunció el abogado de su familia, Víctor Guerrero.

Pese a que a las dos denuncias contra el cantante fueron retiradas, la fiscalía de Santo Domingo mantuvo su solicitud de medidas de coerción contra el intérprete.

El cantante estuvo preso en 2008 por las denuncias de agresión física contra su esposa, quien meses más tarde retiró los cargos.

Los abogados de Univision no se presentaron a la audiencia, dado que ya habían retirado los cargos.