El presidente Rafael Correa aseguró el sábado que la negociación para la explotación minera recientemente acordada con la transnacional Ecuacorriente permitirá al país andino tener la mayor participación en regalías que haya conseguido un estado en América Latina.

"Todos los demás países tienen muchísimo menos que lo que ha logrado el Ecuador" con un 52% de participación de la renta minera, mientras Argentina tiene 35% y Perú 33%, dijo Correa en su programa "Diálogo con el presidente" en alusión al contrato recientemente suscrito con la empresa de capitales chinos y canadienses.

Agregó que los diálogos han sido seguidos por los países de la región por ser "los mejores contratos que se han negociado en la historia de la actividad".

El gobernante recalcó que "la gran minería con mejor tecnología es mucho más amigable con el medio ambiente", en respuesta a las críticas de grupos ecologistas e indígenas.

En la zona donde se ejecutará el denominado proyecto Mirador se estima existen reservas por 4.700 millones de libras de cobre cuya explotación requerirá una inversión de 1.773 millones de dólares, mencionó el mandatario.

La reciente suscripción del contrato con Ecuacorriente generó protestas de organizaciones sociales, políticas e indígenas que iniciaron el jueves una marcha de dos semanas hasta llegar a Quito el 22 de marzo para expresar su rechazo a la intervención de la compañía.

"El 22 nos vemos centenas de miles en Quito, si ellos son 500 nosotros seremos 5.000. No permitiremos que la izquierda infantil, con plumas, con ponchos, desestabilice ese proceso de cambio", dijo Correa.