El príncipe Enique de Inglaterra llegó a Río de Janeiro como parte de una gira tropical y para promover las relaciones con Brasil.

Enrique arribó procedente de Jamaica. Antes hizo escala en Belice y las Bahamas, parte de los festejos en honor de la reina Isabel II, que cumple 60 años en el trono.

En Brasil, el príncipe de 27 años, se reunirá por la noche con líderes de la empresa, artistas y deportistas en una recepción que tendría lugar en el Pan de Azúcar.

El sábado, el príncipe dará clases de rugby de salón y recibirá lecciones de voleibol. Además, seguramente visitará una favela y verá un proyecto de construcción de patrocinio británico.

Enrique viajará el domingo al estado de Sao Paulo para participar en un partido de polo con fines benéficos.