FLORIDA, EE.UU.- A José Valverde le tocará una dura tarea en 2012: seguir perfecto.

Luego de conseguir el salvamento en las 49 oportunidades que tuvo en 2011, el alegre cerrador dominicano buscará estirar su racha esta temporada y ayudar a que Detroit pueda revalidar su título en la División Central de la Liga Americana.

"Si uno ha sido relevista por mucho tiempo, y el partido está algo así como 7-1, ningún taponero quiere lanzar en un juego así", afirmó Valverde. "Me gusta cuando el encuentro está cerrado, apretado. Me gusta la presión".

El relevista integra un talentoso bullpen que también incluye a sus compatriotas Joaquín Benoit y Octavio Dotel.

"He estado observando a este señor (Valverde). Es único", afirmó Dotel, que firmó con los Tigres en el receso invernal. "Sólo él puede emocionarse tanto... Y espera, cuando alguien le gana o le conecta un jonrón, hacerle lo mismo. No se va a enojar".

El año pasado, Valverde tuvo foja de 2-4 con 2.24 en promedio de carreras limpias permitidas. No siempre dominó, pero nunca falló a la hora de sacar los últimos tres outs para ser una pieza fundamental para que los Tigres ganasen fácilmente su división.

De hecho, la racha de Valverde es de 51 rescates y se remonta a 2010.

Todavía está lejos del récord en manos de Eric Gagne, quien hilvanó 84 seguidos entre 2002-04.