El presidente Rafael Correa comunicó el lunes su decisión de perdonar al ex editorialista, tres directivos y al diario El Universo, condenados por la justicia ecuatoriana al pago de 42 millones de dólares, y a dos periodistas autores de un libro en que se denunciaban presuntos actos de corrupción del hermano del mandatario.

"He decidido ratificar lo que hace tiempo estaba decidido en mi corazón, que decidí también con familiares y amigos y compañeros cercanos: perdonar a los acusados concediéndoles la remisión de las condenas que merecidamente recibieron, incluyendo a la compañía El Universo", dijo el mandatario en el Palacio de Carondelet, sede del gobierno ecuatoriano.

Añadió que "también he decidido que desistiré de la demanda que propuse en contra del libro 'El Gran Hermano', donde de la forma más infame se afirmó que conocía (el mandatario) los contratos de Fabricio Correa (su hermano) y que la terminación de los mismos era una simulación para beneficiarlo de los juicios millonarios".

La disputa entre Correa y El Universo comenzó luego de que en febrero de 2011 el diario publicó un artículo de Emilio Palacio, entonces editor de opinión, en el que acusaba a Correa de "haber ordenado fuego a discreción y sin previo aviso contra un hospital lleno de civiles y gente inocente" durante una sublevación de policías en Quito en septiembre de 2010.

El artículo hacía referencia a un operativo militar por medio del cual Correa fue rescatado tras permanecer retenido nueve horas por policías sublevados dentro de un centro médico de esa institución. Los agentes dijeron que su acción fue para que no se eliminen beneficios económicos, pero Correa afirmó que se trató de un intento de golpe de Estado.

Uno de los abogados de El Universo, Mauricio Guim, señaló a radio Sonorama que "la decisión de los hermanos (Carlos, César y Nicolás) Pérez (propietarios de El Universo) y de los abogados ha sido no emitir comentarios ni opinión alguna sobre el perdón hasta que no esté oficialmente presentado en el juicio y sea aprobado por los jueces, tanto la renuncia de la indemnización como la remisión de la pena".

La sentencia adoptada por la Corte Nacional de Justicia el 16 de febrero aún no ha sido notificada por escrito y formalmente a las partes.

Una de las juezas que intervino en el caso, Mónica Encalada, se encuentra en Colombia donde analiza pedir refugio luego de denunciar presuntas irregularidades en el proceso que llevó a la condena de El Universo.

Los periodistas Juan Carlos Calderón y Christian Zurita publicaron en junio de 2010 el libro "El Gran Hermano" en el que revelaron detalles de presuntos contratos por 600 millones de dólares entre el Estado y empresas vinculadas a Fabricio Correa, hermano mayor del presidente.

Calderón y Zurita fueron condenados en primera instancia el 8 de febrero al pago de un millón de dólares cada uno y 100.000 de costas procesales por un tribunal de primera instancia.

"El Gran Hermano" revela detalles de presuntos contratos por 600 millones de dólares entre el Estado y empresas vinculadas a Fabricio Correa, lo que está expresamente prohibido por la ley en Ecuador.

Ese libro es una secuencia de una investigación periodística aparecida en junio de 2009 en el diario Expreso, donde trabajaban los dos autores del libro.

Poco más adelante el presidente dispuso unilateralmente la terminación de esos negocios y desde entonces la relación familiar se rompió.

Correa asumió el gobierno en enero de 2007 para un periodo de cuatro años, pero en 2009 llamó a elecciones adelantadas que ganó y su mandato se extendió hasta 2013.