La cantidad de hispanos residentes en Estados Unidos que son mayores de 25 años y han culminado sus estudios universitarios aumentó de 2,1 a 3,8 millones durante la última década, informó el jueves la Oficina del Censo.

El aumento en el monto de hispanos con título universitario casi duplicó el incremento del 43% que experimentó la población hispana total, al pasar de 35,3 millones en el 2000 a 50,5 millones en el 2010.

El porcentaje de hispanos con un título universitario aumentó de 11% en 2001 a 14% en 2011, lo cual coincide con el aumento de universitarios en la población total estadounidense, que pasó de 26,2% en 2001 a 30,4% en 2011.

Sin embargo, los hispanos representaron el menor porcentaje de la población total con educación secundaria (61 y universitaria (13%), mientras que los blancos no hispanos mostraron 90 y 31% respectivamente.

Los hispanos nacidos en el extranjero mostraron los peores logros académicos de todos los subgrupos, con 48% habiendo culminado la educación secundaria y 10% la universitaria.

En cuanto a las profesiones, el 35% de los hispanos se graduó en carreras científicas o de ingeniería, el 24% en el ramo financiero, el 22% en las humanidades y 12% en educación.

Los hispanos también fueron el grupo étnico con ingresos más bajos entre los trabajadores a tiempo completo, al percibir un promedio anual de 30.100 dólares mientras que el promedio nacional anual de todos los trabajadores estadounidenses (profesionales o no) fue de 42.200 dólares.

La brecha entre los promedios anuales salariales es sustancial no solo entre los trabajadores con educación secundaria (27.900 dólares que perciben los hispanos respecto a 36.000 de los caucásicos), sino también entre los universitarios (46.800 dólares de los hispanos respecto a los 58.800 dólares de los caucásicos) y entre los trabajadores con estudios de maestría o doctorado (62.000 dólares de los hispanos respecto a 76.000 dólares de los caucásicos).

___

Luis Alonso Lugo está en Twitter como @luisalonsolugo