El informe final de la misión de observadores electorales de la Unión Europea señaló que los comicios de noviembre en que Daniel Ortega fue reelecto presidente estuvieron plagados de irregularidades.

Las votaciones "adolecieron de falta de transparencia y excesiva opacidad en muchos momentos y estamentos del proceso. Desde las (entregas de) cédulas de identificación hasta el registro" de electores, señaló en rueda de prensa el representante de la misión Luis Yáñez, al presentar el informe final del trabajo de observación del 6 de noviembre.

El informe leído por Yáñez, expresa que el Consejo Supremo Electoral "no responde a los criterio de independencia, neutralidad", lo cual ha "provocado incertidumbre porque hubo muchas decisiones tomadas a última hora".

La Unión Europea desplegó una misión de unos 80 funcionarios para el evento electoral. También la OEA y el Consejo de Expertos Electorales de América Latina enviaron expertos a ver el desarrollo de los comicios.

Yánez dijo que "el sentido y objetivo último" del informe redactado por su equipo es que las recomendaciones se apliquen para beneficiar la calidad y la transparencia del proceso electoral nicaragüense.