La venta de casas usadas en Estados Unidos aumentó en enero a su mayor ritmo en casi dos años, mostrando señales de salud antes de la temporada de primavera, cuando se venden más viviendas, informaron el miércoles fuentes del sector.

La Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios informó que la venta de casas aumentó 4,3% en enero a una tasa anual ajustada de 4,57 millones. Es la mejor cifra desde mayo de 2010.

Las ventas han aumentado en tres de los últimos cuatro meses, aunque están por debajo de los 6 millones que los economistas equiparan con un mercado saludable.

Los que compraron por primera vez, que son determinantes en una recuperación, aumentaron levemente a 33% de las ventas. En mercados sanos, los que compran por primera vez representan al menos 40% del total.

Las viviendas en riesgo de ejecución hipotecaria representaron 35% de las ventas del mes pasado, un aumento desde el 32% de diciembre.