CIUDAD DE MÉXICO, Mexico.- Unas 3 mil personas acompañaron al invicto campeón mexicano Saúl 'Canelo' Álvarez en el Bosque de Chapultepec de la capital mexicana en la presentación de su combate ante el estadounidense Shane Mosley del 5 de mayo en Las Vegas, Nevada.

TOP 10:Aquí está lo mejor del boxeo mundial.

Con la intención de ver de cerca a su ídolo, aficionados de todas las edades se acercaron a la entrada principal del histórico bosque, ubicado en el poniente de la capital mexicana, para la presentación de esta pelea titular.

OPINIÓN: 'Canelo' Alvarez va por el 'viejo' Mosley.

Saúl Álvarez, campeón Superwelter del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) y con una marca invicta de 39 triunfos, se medirá con Mosley, que ostenta 47 victorias con 39 KO's., por siete derrotas y un empate.

El atractivo para los visitantes, además de presenciar la conferencia de prensa, por medio de pantallas, era simular la práctica del boxeo con diferentes aparatos como costales, peras y cuadriláteros que se instalaron en una zona interactiva.

Los más activos en el "gimnasio al aire libre" fueron los niños, quienes con soltura y propiedad golpeaban los aparatos.

La conferencia, a unos 50 metros de distancia de la concentración de personas, tuvo lugar frente al Altar a la Patria, el monumento que honra la memoria de los Niños Heroes, seis cadetes muertos en septiembre de 1847 durante la guerra con Estados Unidos.

Comprometidos...

"No voy a fallar y voy a entrenar al máximo para conseguir el triunfo. Es la pelea más difícil de mi carrera y para ser el mejor hay que ganarle a los mejores", declaró Álvarez.

"Estoy seguro de que estare en mi mejor forma para este combate. Ustedes verán al Mosley que derrotó a Margarito y no al que perdió con Floyd Mayweather o Manny Pacquiao", dijo Mosley.

El promotor del combate, el estadounidense Óscar de la Hoya, explicó que Mosley, quien lo venció en dos ocasiones, es un gran campeón, con mucha experiencia y "viene con todo y estará preparado para enfrentar a la mejor versión del 'Canelo'".

Al final del acto, Álvarez y Mosley se acercaron a los asistentes, se subieron a un ring, que sirvió como escenario, para cantar con un mariachi, agradecer la presencia de la gente, tomarse fotografías y repartir algunos autógrafos.

Saúl Alvarez es una de las figuras mexicanas emergentes del boxeo mundial y a pesar de ser campeón del mundo, sus críticos cuestionan el calibre de sus rivales, por lo que el choque con Mosley le representará exhibir que tiene calidad a pesar de la veterenía del púgil estadounidense (40 años).