El presidente Evo Morales reconoció el miércoles que los cocales ilegales se expanden en parques nacionales de difícil acceso en Bolivia y solicitó de manera urgente helicópteros para movilizar a brigadas de erradicadores.

"Si ahora no erradicamos eso (coca excedente), si ahora no paramos eso, estoy seguro de que de aquí a poco tiempo puede ser difícil", dijo a embajadores y representantes de organismos internacionales.

Reconoció que no es posible movilizar a pie por la selva a las brigadas de erradicadores por zonas montañosas donde hay caminos.

No es la primera vez que el mandatario solicita públicamente la dotación de helicópteros y radares para la lucha antidrogas en el marco de la responsabilidad compartida, pero no se conoce de ningún país que haya ofertado la ayuda que solicita.

"Todos debemos estar movilizados para enfrentar el problema en forma conjunta", dijo.

Bolivia es el tercer productor de coca, materia prima de la cocaína, después de Colombia y Perú con 31.000 hectáreas según el último informe de las Naciones Unidas. Entre 12.000 y 20.000 hectáreas son cultivos legales y están destinados a usos tradicionales.

Buena parte de las 10.000 hectáreas de coca que el gobierno erradicó el año pasado fue en parques nacionales donde está prohibida la siembra. En otras zonas la erradicación de coca excedente se ejecuta en acuerdo con los sindicatos, pero esa tarea genera periódicos conflictos con cocaleros que se niegan a destruir sus cultivos.

La erradicación de coca está a cargo de soldados y policías quienes arrancan los cultivos a punta de machete y azadón. No está permitido usar agentes químicos.

Síguenos en twitter.com/foxnewslatino
Agréganos en facebook.com/foxnewslatino