El gobierno de Evo Morales expropio acciones el martes a la petrolera anglo-argentina Pan American Energy (PAE), dueña de un paquete minoritario en uno de los mayores campos de gas natural del país, informó el ministro de Hidrocarburos, Juan José Sosa.

PAE no aportó su parte de los 1.600 millones de dólares que comprometieron invertir tres petroleras para desarrollar el bloque Caipidendi en el sur del país. "Por eso se está haciendo una cesión obligatoria (de sus acciones) a una subsidiaria" de la petrolera estatal, explicó Sosa en rueda de prensa.

El decreto fue aprobado el martes tras el cambio de ministros que dispuso Morales en la víspera. Sosa fue designado en la cartera de Hidrocarburos.

El responsable de prensa de compañía en Buenos Aires, Mario Benechi, dijo a la AP por teléfono que PAE "no fue oficialmente notificada por el Gobierno boliviano y que ende la compañía no iba a hacer ningún comentario".

Repsol YPF y BG (British Gas) tienen cada una 37,5% de las acciones mientras que PEA controla el 25% del paquete en el Bloque Caipipendi donde están el campo Margarita y Huacaya, el mayor reservorio de gas que abastece a Argentina y al mercado local.

PAE deberá transferir su paquete a YPFB-Chaco, una subsidiaria de la estatal petrolera la que valorará las inversiones "para llegar a una conciliación final" con la anglo-argentina y definir el monto de la indemnización que le corresponde, explicó Sosa.

Según el funcionario, las petroleras que controlan el Bloque Caipidendi comprometieron invertir 1.600 millones de dólares en los próximos años para aumentar la producción de gas con el fin de incrementar las exportaciones del energético a Argentina. "PAE no hizo su aporte", precisó.

Morales nacionalizó los hidrocarburos en 2006 y obligó a una decena de transnacionales petroleras entre ellas la brasileña Petrobras a renegociar sus contratos para convertirse en operadoras de la estatal Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

La falta de inversiones externas es una de las mayores dificultades que encontró el gobierno boliviano para desarrollar la industria hidrocarburífera, la más importante del país.

El gas es el principal producto de exportación de Bolivia. Brasil es el mayor comprador del gas boliviano.