El general de mayor rango del ejército estadounidense comenzó el viernes una ronda de pláticas a puerta cerrada con líderes israelíes en medio de los desacuerdos entre ambos países sobre la manera de manejar el programa nuclear de Irán.

El jefe del Estado Mayor Conjunto, Martin Dempsey, se reunió con el jefe del ejército israelí Benny Gantz. También planea entrevistarse con el primer ministro, presidente y ministro de Defensa.

La visita de Dempsey pone en evidencia la preocupación de Washington sobre un posible ataque militar israelí contra Irán. Se espera que exhorte al gobierno israelí a no apresurarse a atacar Irán en un momento en que Estados Unidos trata de ganar apoyo internacional para presionar a Teherán a través de sanciones.

Israel cree que Irán está cerca de desarrollar la tecnología para construir un arma atómica. Teherán insiste en que su programa nuclear es para propósitos pacíficos.