Los Algodoneros de Guasave se sobrepusieron a una polémica decisión del cuerpo de jueces y remontaron un marcador adverso, gracias a una inspirada noche a la ofensiva de Mario Valenzuela, para vencer por 6-4 a los Tomateros de Culiacán y sellar su pase a la final tras llevarse cuatro juegos por dos la serie semifinal.

Guasave enfrentará a partir del sábado a los vigentes campeones, Yaquis de Ciudad Obregón, en una reedición de la final de la temporada pasada.

Con Culiacán en turno, hombre en la inicial y uno fuera en la sexta entrada, Cory Aldridge conectó un largo batazo a lo profundo del jardín central. Leo Heras realizó la atrapada, pero inmediatamente soltó la pelota tratando de regresarla al cuadro lo que provocó que el ampáyer de la segunda base, Óscar Marín, decretara sencillo y desatara la polémica.

El cuerpo de jueces decidió marcar sencillo para Aldridge dejando dos hombres en base con uno fuera. Tras el fallo, el mánager de Guasave Enrique Reyes retiró a sus jugadores del campo en señal de protesta y los mantuvo por 15 minutos hasta que finalmente decidió reincorporarlos.

Luego de reanudarse el juego, Refugio Cervantes sacudió un cuadrangular de tres carreras para darle la vuelta al marcador y la ventaja a Culiacán por 4-2.

Sin embargo, los Algodoneros regresaron con dos anotaciones en la octava gracias a cuadrangular solitario de Mario Valenzuela y sencillo productor de Leo Heras y sellaron su triunfo con dos anotaciones más en la novena entrada que dejó la pizarra 6-4.

Mario Valenzuela (2) conectó de 4-3 con dos cuadrangulares y tres carreras empujadas para ser la gran figura a la ofensiva por Guasave, Jesús López (1) también tuvo noche de 4-3 con un cuadrangular y dos producidas para redondear el ataque de los ganadores.

Por Culiacán, Refugio Cervantes apiló dos imparables, incluyendo un cuadrangular y produjo tres anotaciones para la causa perdida de su equipo.

Alan Guerrero (2-0) se llevó el triunfo tras lanzar dos entradas en blanco de dos abanicados en labor de relevo, mientras que la derrota fue al registro de Amauri Sanit (0-1), castigado con tres hits y dos carreras en una entrada y un tercio. Sean Gleason (4) retiró la novena entrada en blanco para lograr el rescate.

La final inicia el sábado en Obregón con los Yaquis buscando revalidar el título obtenido la temporada anterior y los Algodoneros esperando conseguir la revancha y el ansiado título que se les ha negado desde 1971.