La canciller colombiana María Angela Holguín afirmó el miércoles que conversó con su colega de Venezuela Nicolás Maduro sobre temas como la designación del nuevo ministro de Defensa de ese país, pero advirtió que Bogotá no hará comentarios públicos sobre el asunto.

La designación del general en jefe Henry Rangel Silva, que se posesionó el martes como nuevo ministro de Defensa de Venezuela, ha generado críticas en medios tanto de Colombia como de Estados Unidos, que aseguran que el alto oficial ha mantenido contactos por años con grupos como las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Cualquier eventual inquietud o preocupación del gobierno del presidente colombiano Juan Manuel Santos sobre la designación de Rangel "no la vamos a decir públicamente, lo estamos hablando directamente con el gobierno venezolano", dijo Holguín en una entrevista con la radio La W.

"Los colombianos (que) se sientan realmente tranquilos porque estamos encima del tema, sí estamos", añadió la ministra.

Sin dar mayores detalles, Holguín sostuvo que "yo hablé con el ministro Maduro... el tema no es (para ventilar) a través de los medios. Nosotros creemos en un diálogo... lo he tenido, quedamos en que seguimos conversando".

Holguín ratificó que en febrero los ministros de Defensa de ambos países junto con los altos mandos castrenses tendrán una reunión para tratar distintos temas de cooperación.

En el gobierno colombiano "el interés fundamental es que las cosas avancen, que la cooperación con Venezuela siga avanzando", dijo Holguín.

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos acusó en 2008 al nuevo ministro de Defensa, junto con el ex jefe de la Dirección General de Inteligencia Militar (DGIM), general Hugo Carvajal, y a Ramón Rodríguez Chacín, ex ministro de Relaciones Interiores, de presuntamente apoyar las actividades de narcotráfico de las FARC.

El presidente Hugo Chávez ha defendido a su ministro y ha dicho que no hay pruebas en su contra.