El escolta Leandro Barbosa volvió a mostrar su buen toque de muñeca y acierto ofensivo al ser el jugador latinoamericano más destacado en la jornada festiva de Martin Luther King, aunque su equipo, los Raptors de Toronto, volvió a perder.

Mientras que su compatriota, el pívot Anderson Varejao, y los argentinos, el ala-pívot Luis Scola y Andres Nocioni, sí disfrutaron del triunfo con sus respectivos equipos.

Barbosa se convirtió con 22 puntos en el líder encestador, pero los Raptors perdieron 93-84 ante los Hawks de Atlanta, que vencieron pese a la ausencia por lesión del pívot dominicano Al Horford.

El escolta brasileño, que salió como reserva, jugó 30 minutos para anotar 8 de 15 tiros de campo, incluidos 2-3 de triples, y 4-5 de personal, capturó cuatro rebotes y dio una asistencia.

El alero panameño Gary Forbes jugó 14 minutos para los Raptors y aportó cinco puntos al anotar 1 de 8 tiros de campo, falló un intento de triple, y acertó 3 de 4 lanzamientos de personal, repartió tres asistencias y capturó un rebote.

Varejao impuso una vez más su poder bajo los aros y surgió en los momentos decisivos del cuarto periodo para que los Cavaliers de Cleveland venciesen 102-94 a los Bobcats de Charlotte.

Los Bobcats tenían la ventaja parcial de 94-93 con dos minutos para el final del partido, pero el ataque de los Cavaliers consiguió nueve puntos, con dos canastas decisivas desde la pintura que logró Varejao, que aportó un doble-doble de 14 tantos y 12 rebotes.

Varejao, que logró el sexto doble-doble en lo que va de temporada, jugó 33 minutos y anotó 7 de 14 tiros de campo, capturó nueve rebotes defensivos, dio una asistencia, recuperó un balón y puso un tapón.

Scola mantuvo su producción ofensiva y labor de equipo para que los Rockets de Houston derrotasen 114-106 a los Wizards de Washington.

El ala-pívot internacional argentino consiguió 18 puntos después de disputar 31 minutos en los que anotó 8 de 15 tiros de campo, y estuvo perfecto 2-2 desde la línea de personal, capturó cinco rebotes y repartió una asistencia.

Su compatriota Nocioni jugó sólo seis minutos, pero ayudó a los Sixers de Filadelfia a ganar por 94-82 a los Bucks de Milwauke, donde estuvo el alero argentino Carlos Delfino.

Nocioni logró dos puntos después de anotar el único tiro que hizo a canasta y falló un lanzamiento de personal, pero capturó tres rebotes defensivos.

Mientras que Delfino siguió de titular con los Bucks y jugó 35 minutos, en los que llegó a los siete puntos (3-8, 1-4, 0-0), cinco rebotes y tres asistencias.

Tampoco conoció la victoria el ala-pívot mexicano, el novato Gustavo Ayón, que vio como su equipo, los Hornets de nueva Orleans, perdía por 77-84; pero su aportación individual fue buena, lo mismo que la que hizo el base venezolano Greivis Vásquez.

Ayón confirmó que cada vez está más cerca de la titularidad después de realizar una gran labor como reserva.

El ala-pívot mexicano aportó ocho puntos al encestar 4 de 5 tiros de campo, capturó cinco rebotes, puso dos tapones, recuperó dos balones y repartió dos asistencias.

Vásquez también salió como reserva y realizó una gran labor en la dirección del juego, al disputar 22 minutos y repartir seis asistencias.

El base internacional venezolano consiguió tres puntos que anotó en cuatro lanzamientos de personal, falló los dos tiros de campo que hizo, capturó dos rebotes y recuperó un balón.

El escolta-alero dominicano Francisco García mejoró su aportación ofensiva individual, pero los Kings de Sacramento cayeron derrotados 99-86 frente a los Timberwolwes de Minnesota, del base puertorriqueño José Juan Barea, que se perdió el tercer partido consecutivo por lesión en el tobillo izquierdo.

García jugó 22 minutos y aportó 12 puntos tras anotar 4 de 6 tiros de campo, incluidos 2 de 4 triples, y 2-3 desde la línea de personal, capturó cinco rebotes y puso un tapón.

El jugador dominicano estableció sus mejores marcas individuales en lo que va de temporada con los 12 puntos y cinco rebotes que aportó.

Mientras que el ala-pívot puertorriqueño Renaldo Balkman se quedó sin minutos por decisión del entrenador de los Knicks de Nueva York, Mike D'Antoni en el partido que su equipo perdió por 102-93 frente a los Magic de Orlando.