El presidente del Parlamento de Irán, Alí Lariyani, ha afirmado en declaraciones al canal de televisión iraní Al Alam, que las fuerzas de seguridad "han encontrado pistas y han realizado algunos arrestos" en relación con el asesinato del científico nuclear Mostafa Ahmadi Roshan el pasado 11 de enero.

En este sentido, ha subrayado que estas "pistas" están siendo investigadas por los funcionarios de seguridad para que procedan al arresto de todos aquellos involucrados en el atentado que acabó con la vida de Ahmadi Roshan, según recoge la agencia de noticias iraní IRNA.

Lariyani no ha dado más detalles acerca de las detenciones que se han realizado hasta la fecha, pero ha prometido que su país vengará la muerte del científico nuclear utilizando "tácticas no terroristas".

Por otra parte, ha destacado que "estos asesinatos -Ahmadi Roshan es el quinto científico nuclear iraní fallecido en un atentado terrorista en los últimos dos años- muestran la desesperación de Occidente ante el programa nuclear pacífico iraní".

Lariyani ha subrayado que, según las declaraciones de varios de los detenidos, Estados Unidos, Reino Unido e Israel estarían detrás de los atentado contra los científicos nucleares iraníes.

"Tenemos documentos en este sentido, ya que las personas que han sido detenidas han afirmado haber sido entrenadas en estos países", dijo.

"Por ejemplo, el líder terrorista Abdul Malik Rigi ha revelado durante su confesión sobre operaciones terroristas en Irán que mantuvo reuniones y conversaciones con funcionarios y generales estadounidenses, y que las informaciones fueron enviadas a Washington", ha puntualizado.

Asimismo, otros terroristas han confesado que fueron entrenados por Israel, añadió, tal y como ha señalado Lariyani en declaraciones a Al Alam.

Lariyani añadió que "nuestros enemigos han de saber que todo lo relacionado con la ciencia nuclear se desarrolla en Irán y no hay un número limitado de personas que tiene este conocimientos. Este tipo de operaciones terroristas no pueden detener los progresos nucleares de Teherán".

"Estos asesinatos muestran que el régimen sionista (en referencia a Israel) y Estados Unidos están desesperados por detener los progresos en materia nuclear de Irán a través de otros medios", ha argumentado Lariyani.

Además, ha recalcado que la Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA) "fue consciente desde el inicio de las operaciones en la central de enriquecimiento de uranio de Fardo" y ha recordado que ésta central "es diferente a otras similares en materia de seguridad, estructura y velocidad de las máquinas de centrifugación".

El presidente del Parlamento iraní dijo que "la AIEA no ha cumplido con sus obligaciones de dar a Irán el combustible nuclear requerido, y este problema ha forzado a Teherán a iniciar el enriquecimiento".

En otro orden de cosas, Lariyani ha afirmado que los "escenarios que plantea Occidente, incluyendo las sanciones contra el petróleo iraní, las amenazas militares y los asesinatos, son una muestra de propaganda contra el papel regional y los progresos científicos de Irán".

"Las maniobras militares iraníes en el estrecho de Ormuz pueden haber preocupado a Occidente, pero eran completamente pacíficas. Las sanciones contra el Banco Central de Irán son parte de un paquete de medidas de presión impuestas por Estados Unidos a sus aliados, y no son más que una muestra de propaganda", ha agregado.

Así,dijo que Teherán "está preparado para cualquier escenario", incluyendo las sanciones contra su petróleo, "y usará sus propios medios para enfrentarse a estas amenazas. Usar el estrecho de Ormuz como herramienta estratégica depende de los eventos que tengan lugar".