Colores calientes, telas ligeras y el protagonismo de las piernas de las modelos marcaron la jornada de hoy de la semana de la moda de Río de Janeiro (Fashion Rio) que presenta hasta el próximo sábado las tendencias para el próximo invierno austral.

En el tercer día de la muestra, la marca María Bonita Extra destacó por su colección que parece especialmente pensada para el suave invierno carioca.

Vestidos que dejan las piernas al aire y camisas con mangas muy cortas acapararon los diseños de esta firma que combinó con zapatos de tacón alto estampados con motivos otoñales.

Colores calientes como el rojo y el naranja se mezclaron con el predomino del blanco dando una apariencia muy luminosa a los diseños.

El primer desfile del día, el de Bianca Marques, deslumbró con su homenaje a la bailarina de ballet Ana Botafogo, que lo inauguró bailando vestida de un blanco muy contrastado con la pasarela negra.

Marques presentó una colección dividida en dos partes, una para días fríos y otra para temperaturas más cálidas pero siempre acompañada de joyas de oro puro con piezas de hasta 18 quilates.

Los primeros diseños consistieron en cortes medianos con telas de seda que dejaban al descubierto los hombros de las modelos, mientras que la segunda parte la protagonizaron vestidos largos, pantalones, blusas y casacas.

También las marcas New Order, que recuperó particularidades de la moda de los 60 con complementos pensados para el viaje, y la firma Espaço Fashion destacaron en el día de hoy.

A la zona portuaria de la ciudad, donde se celebra el evento, asistieron este jueves celebridades brasileñas como las actrices Luana Piovani y Larissa Maciel.