La agencia de medición de riesgos Moody's rebajó hoy dos escalones la calificación de la región española de Valencia debido a sus problemas de liquidez y sus dificultades para financiarse.

Asimismo, situó en perspectiva negativa a otras nueve comunidades autónomas españolas y tres entidades locales.

En un comunicado, Moody's explicó que coloca en revisión para una posible rebaja a las regiones del País Vasco, Galicia, Madrid, Extremadura, Andalucía, Castilla y León, Murcia, Cataluña y Castilla-La Mancha, así como al Consorcio de Transportes de Vizcaya y las Diputaciones Forales de Guipúzcoa y Vizcaya.

La agencia calificadora expresó sus dudas sobre la capacidad de las comunidades autónomas para alcanzar sus objetivos de reducción del déficit este año.

En una entrevista con Efe esta semana, la primera que concede como jefe del Ejecutivo español, Mariano Rajoy anunció que en próximas reuniones con las comunidades autónomas y con los ayuntamientos se les pedirá que se aprieten el cinturón "como ya lo han hecho en España familias y empresas".

Según Rajoy, las comunidades autónomas son responsables de 15.000 de los 20.000 millones de euros de desviación del déficit público registrado en el ejercicio 2011.