El nuevo comandante de las Fuerzas Armadas de Bolivia, el general Tito Gandarillas, afirmó hoy que la institución castrense es "antiimperialista y anticapitalista" porque, según dijo, eso "ha hecho mucho daño" al país.

"Tenemos que ser anticolonialistas, antiimperialistas y anticapitalistas porque ha hecho mucho daño", dijo Gandarillas en entrevista con la radio Erbol.

Agregó que no se debe permitir que "vengan otras potencias y decidan por nosotros, eso es imposible".

Gandarillas, que asumió el cargo la semana pasada, aseguró que el antiguo comandante del Ejército, general Antonio Cueto, "no se ha equivocado" al declarar en 2010 a esa institución como socialista, antiimperialista y anticapitalista.

En la celebración de los 200 años de creación del Ejército boliviano, Cueto afirmó que la Constitución promulgada en 2009 "da lugar a que el Ejército surja como una institución socialista, comunitaria".

"Nos declaramos antiimperialistas, porque en Bolivia no debe existir ningún poder externo que se imponga, queremos y debemos actuar con soberanía y vivir con dignidad. También nos declaramos anticapitalistas porque este sistema está destruyendo a la madre tierra", dijo entonces Cueto.

A sugerencia de Morales, las Fuerzas Armadas estrenaron el mismo año el lema "Patria o muerte: venceremos", vinculado a la Revolución cubana, a su líder Fidel Castro y al guerrillero Ernesto "Che" Guevara.