El canciller de Ecuador, Ricardo Patiño, dijo hoy que Irán cuenta con "una política de paz" y afirmó que su país mantendrá las relaciones con Teherán pese a los comentarios críticos de Estados Unidos, en vísperas de la visita a Quito del presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad.

"No vamos a recibir las instrucciones del departamento de Estado de Estados Unidos", dijo Patiño en una rueda de prensa.

"Nosotros hemos decidido recibir al presidente de Irán aquí y no vamos a cambiar nuestra decisión porque el departamento de Estado considera que no es el momento oportuno", añadió.

El pasado viernes el Gobierno estadounidense advirtió a los países que Ahmadineyad visitará en su gira latinoamericana de que "ahora no es el momento de profundizar en sus lazos" con Irán.

El líder persa llegó hoy a Venezuela, desde donde viajará a Nicaragua, Cuba, Ecuador y Guatemala.

Irán sufre sanciones políticas y económicas por su programa nuclear, ya que Estados Unidos y la Unión Europea (UE) temen que desarrolle una bomba atómica, mientras que Teherán insiste en que sus objetivos son pacíficos.

El Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) confirmó hoy que Irán ha comenzado la producción de uranio enriquecido con una pureza del 20 % en su nueva planta de Fordo, que está fortificada para protegerla de ataques aéreos.

Tras ese anuncio, el departamento de Estado afirmó que "no hay razón posible" que explique el porqué de enriquecer el uranio a ese nivel como parte de un programa pacífico.

En cambio, Patiño señaló que "no hay ninguna demostración oficial, multilateral, reconocida por nosotros, que sea un plan de desarrollo nuclear con fines militares" y por ello su país no tiene ningún motivo para cortar sus relaciones con Irán.

Dijo que los informes del OIEA se basan en información proporcionada por "países interesados" y no por sus propios funcionarios.

Patiño explicó que Estados Unidos ha comunicado a Ecuador el régimen de sanciones contra Irán, pero afirmó: "nosotros no nos acogemos a esas sanciones, ni las vamos a reconocer".

Al mismo tiempo, el canciller destacó que Irán "no ha invadido otros países. No está amenazando con utilizar sus armas con otros países, es un país que ha demostrado una política de paz (...), mientras que otros se han dedicado a hacer guerra".

Ahmadineyad llegará el jueves a Guayaquil, desde donde se trasladará a Quito para encontrarse con el presidente ecuatoriano, Rafael Correa.

Además de tratar los temas multilaterales, los dos mandatarios revisarán las relaciones entre ambos países, explicó Patiño.

Ecuador e Irán han firmado acuerdos en temas agrícolas, tecnológicos, petroleros, de salud, entre otros, pero el canciller reconoció que "todavía falta madurar esas relaciones para que tengan efectividad, para que tengan resultados", y dijo esperar que el encuentro sirva para avanzar en esos convenios.

Ahmadineyad también se reunirá con el presidente de la Asamblea Nacional, Fernando Cordero, con lo que pondrá fin a su gira latinoamericana.