La exministra española Carme Chacón presentó hoy su candidatura para liderar el Partido Socialista (PSOE) defendiendo la necesidad de un cambio en esta formación después de la debacle que sufrió en las elecciones del pasado 20 de noviembre frente al conservador Partido Popular (PP).

Chacón lanzó así hoy su candidatura para liderar el PSOE en una pugna en la que su contrincante será Alfredo Pérez Rubalcaba, veterano dirigente socialista y candidato a la presidencia del Gobierno en los últimos comicios, a los que el exjefe del Ejecutivo español José Luis Rodríguez Zapatero no se presentó.

El Partido Socialista Obrero Español sufrió una dura derrota en las elecciones del 20 de noviembre, que dieron una amplia mayoría absoluta al PP (centroderecha) liderado por el actual presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.

Esos comicios certificaron el hundimiento de los socialistas que había comenzado en las elecciones municipales y autonómicas de mayo de 2011.

Zapatero sigue siendo el secretario general del PSOE y su sucesor será elegido en el congreso que los socialistas celebrarán del 3 al 5 de febrero en la ciudad andaluza de Sevilla.

"Coherencia" y "respeto" son dos términos claves para Chacón en la nueva etapa del PSOE, después de que hoy presentara su candidatura defendiendo la necesidad de un cambio y alertando sobre el peligro del inmovilismo.

En un acto celebrado en la localidad natal de su padre, Olula del Río (en la provincia de Almería, Andalucía, sur), la candidata a la Secretaría General del PSOE apostó por "recargar" el partido.

Chacón, exministra de Defensa que pertenece al Partido Socialista de Cataluña, fijó como "prioridad absoluta" la creación de empleo y estuvo de acuerdo con Rubalcaba en la necesidad de aplicar "un ritmo distinto" en los plazos para reducir el déficit para no deprimir más la economía.

La candidata, que estuvo arropada por varios cientos de militantes socialistas, familiares y amigos, emplazó a sus compañeros a levantarse a caminar y subrayó que el primer objetivo de todos y cada uno de los socialistas españoles debe de ser hoy por hoy conseguir que el PSOE siga gobernando en Andalucía.

Esta región celebrará elecciones el próximo mes de marzo, una cita para la que las encuestas dan por primera vez por ganador al Partido Popular después de cerca de 30 años de gobierno socialista.

Chacón dejó claro que Andalucía es el primer paso para recuperar el Gobierno de España y devolver al PP a la oposición, porque en su opinión el Ejecutivo de Mariano Rajoy ha demostrado en sólo quince días que no es competente, ni sincero ni valiente.

Hoy el también aspirante a secretario general del PSOE Alfredo Pérez Rubalcaba propuso en la ciudad de Valladolid un Partido Socialista "de mayorías, intergeneracional y con una voz común" para "recuperar la confianza de los ciudadanos".

Llamó a "abandonar el pesimismo" en el PSOE y a "cambiar la reflexión por la acción", con el fin de "ajustar" las políticas a las necesidades de los ciudadanos, como a su juicio el partido supo hacer cuando llegó al poder en 1982 y en 2004, primero con Felipe González y después con Rodríguez Zapatero.