El presidente sudanés, Omar al Bachir, llegó hoy a Trípoli para una visita oficial de dos días durante la que se reunirá con los nuevos dirigentes libios.

Según fuentes próximas al Consejo Nacional de Transición libio (CNT), el jefe de estado sudanés se entrevistará con el presidente Mustafá Abdeljalil, el primer ministro Abderrahim al Kib y otras autoridades.

Las conversaciones girarán en torno a las relaciones bilaterales entre los dos países fronterizos, especialmente en materia de cooperación política, económica y de seguridad.

La visita de al Bachir a Libia se produce después de la efectuada por Mustafá Abdeljalil a Jartum el pasado noviembre, ocasión en la que el presidente libio calificó a Sudán de "verdadero socio" de los insurgentes en la revolución que condujo a la caída del régimen del coronel Muamar al Gadafi.

Explicó que el apoyo sudanés a la revolución libia había sido tanto político y militar como humanitario.

Al Bachir confirmó que su régimen había aportado ayuda militar a los rebeldes, especialmente en el suministro de armas y municiones.

Desde marzo de 2009, sobre el presidente sudanés pesa una orden de detención internacional dictada por la Corte Penal Internacional por crímenes de guerra y de lesa humanidad en Darfur.