Gran Bretaña le advirtió a los atletas que participarán en los Juegos Olímpicos de 2012 en Londres que comer grandes cantidades de hígado puede aumentar el riesgo de arrojar positivo a clembuterol en los controles antidopaje.

La recomendación se produjo después que la Agencia Mundial Antidopaje (WADA) emitió una advertencia el mes pasado sobre los peligros de que los atletas consuman carne contaminada.

El clembuterol está en la lista de sustancias prohibidas por la WADA, ya que se trata de un anabólico que ayuda a aumentar la masa muscular y quemar grasa. Los atletas que arrojen positivo a clembuterol pueden ser suspendidos hasta dos años.

La advertencia de las autoridades sanitarias de Gran Bretaña se dirige específicamente al consumo de hígado de res, uno de los órganos donde se encuentra la mayor concentración de clembuterol.

Aunque está prohibido en la mayoría de los países, algunos ganaderos le suministran clembuterol a sus animales para aumentar su masa muscular.