Los triunfos del Barcelona y Lionel Messi en los últimos años abrieron el debate sobre cuáles son el mejor club y el mejor futbolista de todos los tiempos. Para Carlos Bianchi, la respuesta es clara: el equipo catalán y su delantero argentino están por encima de todos.

El ex timonel de Boca Juniors, Atlético de Madrid y la Roma, entre otros clubes, señaló que el título del Mundial de Clubes que el Barsa conquistó el domingo frente a Santos de Brasil, con dos goles de Messi, confirmó el estatus del equipo dirigido por Pep Guardiola como el mejor de la historia.

"Estamos ante la presencia del mejor equipo de la historia", escribió Bianchi en su columna para ESPNDeportes.com.

"Algo similar me ocurre con respecto a Lionel Messi: hace unos días, di una charla para una empresa, y en medio de la conferencia, un brasileño me preguntó a quién consideraba yo como el mejor futbolista de la historia, a Pelé o a Maradona. Y yo le contesté que con todo el respeto que me merecían los dos, en este momento veo a Messi superior a todos".

Bianchi, un formidable goleador en su época como jugador en Argentina y Francia y el técnico con más títulos en la historia de Boca, señaló que la crítica que se le hace a Messi de que no ha ganado con la selección argentina es una "muy banal".

"Hubo grandes jugadores que no necesitaron o no pudieron jugar en grandes selecciones para demostrar toda su clase", señaló el "Virrey". "Messi, más allá de lo que haya sucedido o suceda a futuro cuando se pone la camiseta argentina, confirma cada semana, e incluso a veces más de una vez por semana, que es capaz de cosas que nadie había hecho hasta ahora en la historia del fútbol".

Messi fue elegido por la FIFA como el mejor futbolista del mundo los dos últimos años, y es favorito para llevarse el premio por tercera ocasión en enero.

Bianchi señaló que el Barsa de Guardiola es una "maquinaria casi perfecta de jugar al fútbol", que combina la estética con los resultados.

Guardiola alcanzó el domingo los 13 títulos en cuatro temporadas como entrenador del Barsa, lo que para muchos coloca a su equipo entre los más grandes de la historia.