La Asociación Nacional de Diarios (ANJ, por su sigla en portugués) de Brasil consideró "extremadamente preocupante" una decisión de la Cámara de Diputados argentina, que declaró de interés público la fabricación, comercialización y distribución del papel para periódicos.

"Ese proyecto le dará al Gobierno argentino el poder de limitar el acceso de las empresas periodísticas al papel, en una evidente amenaza a la libertad de prensa", dice una nota que la ANJ publicó en su portal en Internet.

El comunicado agrega que "es inadmisible la disposición de las autoridades argentinas, ya demostrada en otras oportunidades, de interferir en la actividad periodística".

También apunta que "esa permanente postura de confrontación con los diarios es fruto del autoritarismo y la dificultad de convivir con la crítica esencial en las sociedades democráticas".

Asimismo, la ANJ expresa su "solidaridad" con "los diarios argentinos ante esa iniciativa" y manifiesta su esperanza en que el proyecto "no sea aprobado en beneficio de los ciudadanos de ese país", a quienes considera "los más perjudicados con el cercenamiento de la libertad de expresión".

El proyecto de ley, que debe ser discutido todavía en el Senado, fue propuesto por el Gobierno de la presidenta Cristina Fernández y la semana pasada fue aprobado en la Cámara de Diputados con 134 votos a favor, 92 en contra y 13 abstenciones.

Los diputados aprobaron la iniciativa un día después de que la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) expresara su preocupación y rechazo al proyecto, por considerar, como afirman todos los grandes grupos multimedia argentinos, que representa una amenaza para la libertad de prensa.