Los domingos de la NFL cayeron finalmente en un mundo al revés, en el que Green Bay pierde e Indianápolis gana.

La racha de los Packers de 19 victorias consecutivas, la más prolongada en la historia de la NFL, terminó sorpresivamente cuando fueron derrotados 19-14 por los Chiefs de Kansas City, que hace una semana perdieron por 27 puntos.

Los Packers (13-1), campeones defensores del Super Bowl, dejarán ya de sentirse presionados por lograr una temporada perfecta.

"Personalmente siempre vi una temporada invicta simplemente como algo bueno", afirmó el entrenador Mike McCarthy. "El objetivo era conseguir la ventaja de localía y ganar el Super Bowl. De eso hablábamos".

Green Bay ya tiene el título de la División Norte y conserva la punta en la Conferencia Nacional, dos juegos adelante de Nueva Orleáns y dos y medio sobre San Francisco, que el lunes recibe a Pittsburgh. Los Packers pasan también de inmediato a la segunda ronda de los playoffs, en los que tendrán la ventaja de locales con una victoria más.

"Tuvimos la suerte de estar en posición de posiblemente lograr una temporada invicta", dijo McCarthy. "Pero todavía tenemos un objetivo primordial por delante, y ese es conseguir la ventaja de localía".

La meta fundamental de los Colts de Indianápolis en este año ya perdido era evitar una temporada de nada más que derrotas, una foja de 0-16. Lo consiguieron al vencer 27-13 a Tenesí luego de 13 derrotas consecutivas.

Aunque parezca increíble, los Colts finalmente ganaron un partido sin Peyton Manning.

"Me alegro por mucha gente en este equipo, por mucha gente en esta organización", dijo Dan Orlovsky, el nuevo quarterback en reemplazo de Manning, que no ha jugado en toda la campaña por una cirugía en el cuello. "Esto es mucho mejor que la sensación que hemos tenido últimamente".

Los Colts afirmaron el domingo que Manning no jugará esta temporada, pese a que ha vuelto a practicar lanzamientos.

Sólo un equipo en la NFL ha terminado con una foja de 0-16: los Lions en 2008.

"Eso significa mucho, pero somos un equipo orgulloso, de modo que con un partido entre 13 o 14, todavía tenemos camino por delante", consideró el defensive end Robert Mathis. "Todo el mundo defendió hoy el cuartel. Nos pusimos a dar hachazos, y el árbol cayó hoy".

Nueva Inglaterra venció el domingo por 41-23 a Denver y ganó su novena corona divisional en las 11 temporadas con Tom Brady como quarterback titular. Los Patriots (11-3) están en condiciones de pasar automáticamente a la segunda ronda de la postemporada o incluso la ventaja de locales en la Conferencia Americana, sobre todo cuando el campeón de la División Sur, Houston, vio caer su foja a 10-4 al perder ante Carolina.

Baltimore y Pittsburgh, empatados en el liderato de la Americana con registro de 10-3 antes de la 15ta semana, también alcanzaron la postemporada incluso antes de pisar el terreno de juego. Los Ravens, que están jugando en San Diego, llegaron a los playoffs gracias a las derrotas de los Jets, Raiders y Titans. Los Steelers, que visitan el lunes a San Francisco, tuvieron una ruta similar.

"Nunca pasa de moda", dijo el defensive lineman Vince Wilfork sobre la gran victoria de los Patriots. "Se trabaja muy duro todo el año para dar sólo un paso. Ese es solamente uno de ellos. Salir campeones divisionales, eso es formidable".

Los Saints tienen una ventaja de dos juegos en el liderato divisional, y juegan contra los Falcons en Nueva Orleáns el 26 de diciembre.

Dallas (8-6) recuperó la punta del Este en la Nacional cuando le ganó a Tampa Bay y los Giants cayeron ante Washington. Sin embargo, los Giants (7-7) conseguirán el título de la división si vencen en sus dos últimos encuentros, contra los Jets y los Cowboys. En caso contrario, Dallas se lleva la división.

Pero Filadelfia (6-8), que doblegó el domingo a los Jets y perjudicó las posibilidades de Nueva York por el comodín, también puede ganar la división — sólo si los Eagles vencen en Dallas y en casa contra Washington, y los Giants pierden con los Jets y luego derrotan a los Cowboys.

Los 49ers (10-3) ya ganaron el Oeste en la Nacional y pelean con Nueva Orleáns (11-3), que encabeza el Sur, el otro pase directo a la segunda ronda.

En otros resultados, Nueva Orleáns venció 42-20 a Minnesota; Seattle 38-14 a Chicago; Cincinnati 20-13 a San Luis; Carolina 28-13 a Houston; Miami 30-23 a Buffalo; Washington 23-10 a los Giants; Detroit 28-27 a Oakland; Nueva Inglaterra 41-23 a Denver; Arizona 20-17 a Cleveland en tiempo extra; Filadelfia 45-19 a los Jets; y San Diego 34-14 a Baltimore.

El jueves, Atlanta superó 41-14 a Jacksonville, y el sábado Dallas le ganó 31-15 a Tampa Bay.