La muy esperada plataforma portátil de videojuegos PlayStation Vita de Sony llegó a las tiendas de Japón el sábado mientras miles de entusiastas del juego hacían fila desde las primeras horas de la mañana para conseguirla.

Sony espera fuertes ventas, a pesar de que el lanzamiento del sábado pudo haber perdido algunos compradores de la época navideña. Un debut exitoso ayudaría a la empresa a contrarrestar el fracaso del resto de su negocio. Sony proyecta una pérdida superior a los 1.000 millones de dólares para el año fiscal hasta fines de marzo. Sería su cuarta pérdida anual consecutiva.

El dispositivo portátil con pantalla interactiva y sensible al tacto es visto como sucesor de la PlayStation Portable. El lanzamiento de Vita calentará la competencia con el 3DS de su rival Nintendo.

Muchos de los compradores hicieron pedidos por internet antes del sábado para que pudieran comenzar a jugar inmediatamente.

La PS Vita saldrá a la venta en Norteamérica y Europa el 26 de febrero.