El presidente Felipe Calderón desmintió el sábado que el ex mandatario Miguel de la Madrid haya muerto, apenas minutos después de expresar sus condolencias y de sumarse así a los comentarios que el falso rumor del deceso había desatado en las redes sociales.

En medio de las versiones sobre la muerte de De la Madrid, quien gobernó el país de 1982 a 1988, el propio Calderón envió un mensaje por su cuenta de Twitter, en el que señaló que lamentaba profundamente el fallecimiento, aunque escasos dos minutos después corrigió.

"Importante: Acabo de tratar de corroborar nuevamente la noticia y me informan que Miguel de la Madrid está muy grave, pero no ha fallecido", escribió nuevamente Calderón.

El mandatario señaló que De la Madrid fue internado por una insuficiencia respiratoria, pero no falleció.

Otras figuras políticas e incluso diarios nacionales, mediante sus sitios de internet o redes sociales, habían dado también la noticia.

Enrique Peña Nieto, quien el sábado recibió la constancia como candidato presidencial del Partido Revolucionario Institucional (PRI) para el 2012, fue uno de los políticos que usó la misma red social de Twitter para lamentar el fallecimiento y enviar condolencias a su familia

De la Madrid, militante del PRI, fue presidente durante una época en la que México pasó por una de sus peores crisis económicas, marcó el inicio de la apertura comercial del país y debió enfrentar uno de los más devastadores terremotos que han afectado el país.

El ex presidente tiene 77 años.