Once policías afganos secuestrados por extremistas hace casi dos semanas fueron liberados en el norte de Afganistán, informaron las autoridades el sábado.

El Ministerio de Defensa indicó que soldados y policías fronterizos afganos y militares internacionales rescataron a los policías el viernes y arrestaron a 25 combatientes.

La oficina agregó en un comunicado que cuando los insurgentes ignoraron los intentos de los ancianos del distrito Wardooj, en la provincia de Badakhshan, para mediar en la liberación de los oficiales cautivos, el ejército intervino y los rescató.

Las autoridades todavía persiguen a otros insurgentes sospechosos de estar involucrados en el secuestro del 5 de diciembre en Wardooj.

Previamente, el subdirector de la policía provincial, Sayed Husain Safawi, había dicho que dos policías murieron y otros cuatro resultaron heridos en una emboscada que precedió al rapto.