El Partido Liberal Democrático (PLD) de Rusia propuso hoy a su líder ultranacionalista Vladímir Yirinovski como candidato para las elecciones presidenciales de marzo de 2012.

En el congreso que celebró hoy la formación, Yirinovski obtuvo el voto de 164 delegados, mientras que tan solo nueve rechazaron su candidatura, entre ellos aparentemente él, ya que la víspera declaró que le molestaba la palabra "unanimidad" y que por tanto votaría contra sí mismo.

Con todo, no negó su intención de concurrir a los comicios presidenciales a los que también se presentan el primer ministro ruso, Vladímir Putin, y el líder socialdemócrata, Serguéi Mirónov.

Veterano en la política rusa, Yirinovski concurrió cuatro veces a las presidenciales de Rusia y obtuvo su mejor resultado en 2008, cuando el 9,35 % de la población apoyó su candidatura.

Tras irrumpir en la escena política en 1991, Yirinovski no deja de ser uno de los políticos más escandalosos de Rusia por protagonizar altercados violentos con sus rivales tanto en el Parlamento como durante los debates televisivos.