La tasa de paro subió una décima en octubre en el conjunto de la OCDE para situarse en el 8,3 % de la población activa, pero el incremento fue de tres décimas en España al 22,8 %, que acrecentó todavía más su distancia como el país miembro con más desempleo.

En la zona del euro, el nivel de desempleo aumentó una décima y llegó al 10,3 % en octubre, el nivel más alto registrado desde el inicio de la crisis global en 2008, con una progresión de dos décimas en doce meses, según las estadísticas mensuales publicadas hoy por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

Dentro de la zona del euro, el comportamiento fue desigual, con alzas como la ya citada en España o también de tres décimas en Holanda (al 4,8 %), de dos décimas en Italia (al 8,5 %) y en Austria (al 4,1 %), pero también con una significativa reducción de dos décimas en Alemania (al 5,5 %) y de una décima en Bélgica (al 6,6 %). En Francia se mantuvo sin cambios en el 9,8 %.

En Estados Unidos, el nivel de desempleo cayó una décima en octubre al 9 %. Mucho más pronunciado fue el descenso en México, de cuatro décimas al 4,8 %.

En términos relativos, en octubre subió hasta en cuatro décimas el paro en Japón, pero en este caso la cifra final fue del 4,5 %.

A falta de la actualización de los datos de Grecia, España fue el país de la OCDE en el que más se agravó la situación del empleo entre octubre de 2010 y el mismo mes de 2011, con una tasa de paro que experimentó un alza de 2,3 puntos.

La evolución había sido mucho peor en Grecia hasta agosto (la cifra disponible más reciente), con un incremento de 5,4 puntos en un año hasta el 18,3 %.