El gobierno de Pakistán analiza desplegar armas de defensa aérea en su frontera con Afganistán para evitar futuros bombardeos de la Organización del Tratado Atlántico Norte (OTAN) como los que mataron a 24 soldados paquistaníes el mes pasado, informó el viernes un legislador del país.

De acuerdo con las fuerzas militares paquistaníes, los ataques aéreos fueron planeados y deliberados, algo que funcionarios estadounidenses niegan.

Las autoridades de Estados Unidos han trabajado por reparar el daño causado a la relación de antemano tensa entre ambos países. El gobierno estadounidense trata de mejorar sus lazos con Pakistán, un país al que consideran crucial para la guerra afgana.

La posibilidad de que Pakistán despliegue armas de defensa en su frontera muestra cuánta desconfianza existe entre las autoridades paquistaníes y las fuerzas de la OTAN encabezadas por Estados Unidos que combaten en Afganistán, pese a que Islamabad ha recibido miles de millones de dólares en ayuda estadounidense durante la última década.

Los bombardeos de la OTAN en contra de dos puestos militares en la frontera afgana durante la madrugada del 26 de noviembre se sumó al enojo que de antemano se siente en Pakistán por la operación encubierta estadounidense que mató a Osama bin Laden en un cuartel de un poblado paquistaní en mayo.

____

El periodista de The Associated Press Ashraf Khan contribuyó con este despacho desde Karachi, Pakistán.