El personal médico huyó de las llamas y el humo que se extendieron el viernes por un hospital en la India y abandonaron a los pacientes durante un incendio que dejó 89 personas muertas, dijeron las autoridades.

La policía arrestó a seis directivos del hospital por cargos de homicidio culposo en la ciudad de Kolkata — antes Calcuta — en el este de India. Mamata Banerjee, ministro jefe del estado de Bengala Occidental, ordenó la cancelación de la licencia al hospital. La clínica rechazó que hubiera infringido las normas de seguridad.

"Fue horrible que las autoridades del hospital no hicieran intento alguno por rescatar a los pacientes atrapados", dijo Subrata Mukherjee, ministro de Ingeniería de la Salud Pública del estado de Bengala Occidental. "Los cargos altos del hospital salieron corriendo cuando comenzó el incendio".

A medida que las llamas se extendían, los socorristas, subidos en escaleras altas, rompían las ventanas de los pisos superiores del Hospital AMRI para rescatar a los pacientes atrapados antes de que se asfixiaran por inhalación de humo, en tanto que los parientes de los enfermos lloraban en la calle.

Los socorristas trasladaron a los pacientes en camillas y sillas de ruedas a un hospital cercano.

Moon Moon Chakraborty, quien estaba internada con un tobillo roto en el hospital, llamó por teléfono a su esposo S. Chakraborty, quien se encontraba en casa, para decirle que había comenzado un incendio en el lugar.

"Ella había muerto para cuando yo llegué al hospital", dijo el esposo.

Una sobreviviente dijo a la televisión india que estaba sentado al lado de la cama de su madre, quien estaba conectada a un ventilador, cuando el humo alcanzó la sala.

"Mi madre me decía constantemente que se sentía sofocada e intranquila", dijo la superviviente. "Llame a la enfermera con el timbre pero nadie vino". Los socorristas lograron retirar a la madre más de dos y horas después del inicio del incendio, agregó.

____

El fotógrafo de The Associated Press, Bikas Das, contribuyó a este despacho.