Jon Corzine compareció el jueves ante la Comisión de Agricultura de la Cámara de Representantes para asegurar que desconoce el paradero de 1.200 millones de dólares de sus clientes, desaparecidos cuando quebró su firma MF Global, y que se puso al frente de una empresa que iba por mal camino.

Empero, bajo su dirección como gerente general MF Global se declaró el mes pasado en bancarrota.

Corzine sostiene que acepta la responsabilidad de los riesgos corridos por la empresa bajo su gerencia, además de pensar en las pérdidas sufridas por sus clientes "todos los días — a todas horas".

El ex senador demócrata y ex gobernador de Nueva Jersey fue citado por los legisladores para que aclare las circunstancias que empujaron a la quiebra a MF Global, que presidió durante unos 20 meses, y el paradero de unos 1.200 millones de dólares que debían haber permanecido en las cuentas particulares de clientes que han desaparecido.

En una declaración preparada para su comparecencia del jueves ante la Comisión de Agricultura, Corzine se disculpó profusamente ante "todos los afectados" por la bancarrota de MF Global, declarada el 31 de octubre. Corzine dimitió el primero de noviembre y desde entonces no ha formulado declaraciones en público.

"Simplemente no sé dónde está ese dinero, o por qué las cuentas no han sido reconciliadas hasta ahora", dijo Corzine en sus comentarios. Además, desconoce si fueron cometidos "errores operativos" en MF Global o si los bancos u otras empresas detuvieron fondos que deberían haber sido devueltos a MF Global.

Corzine, de 64 años, dijo que mucha gente en su situación hubiese invocado su derecho a la Quinta Enmienda constitucional, según la cual nadie está obligado a declarar en su contra, para evitar responder a las preguntas de los legisladores — posición que había sido ampliamente anticipada. Empero, reconoció que como ex senador conoce la importancia de las audiencias legislativas, por lo que tratará de responder a las preguntas.

Empero, Corzine dejó abierta la posibilidad de negarse a contestar algunas preguntas, alegando que desde su renuncia de MF Global no tienen acceso a cierta información necesaria para "reconstruir los acontecimientos que ocurrieron durante los caóticos días y las últimas horas que llevaron a la declaración de bancarrota".