Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) anunciaron hoy que continuarán las liberaciones unilaterales pese a una operación militar en la que murieron en selvas del sur del país cuatro uniformados, asesinados por la guerrilla según el Gobierno, el pasado 26 de noviembre.

Los rebeldes señalaron, en un mensaje difundido este martes y dirigido a varias mujeres de organizaciones internacionales, que "la lucha por el canje de prisioneros y por la paz de Colombia, no se detiene".