El gobierno de Estados Unidos donó a la policía paraguaya equipamientos, vehículos y capacitación del personal para su lucha contra la guerrilla.

El grupo guerrillero Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) opera en las selvas de los norteños departamentos de San Pedro y Concepción, dedicándose al secuestro extorsivo desde 2001 y a ataques a puestos policiales y militares.

El sábado venidero culminará el estado de sitio de 60 días en ambos departamentos pero hasta el momento las fuerzas conjuntas de militares y policías sin conseguir capturar hasta ahora a los insurgentes.

Un informe de prensa de la embajada estadounidense en Asunción remitido a la AP especifica el miércoles que el donativo incluye el mejoramiento del cuartel policial táctico en el pueblo Huguá Ñandú, departamento de Concepción, a 450 kilómetros al norte; entrenamiento de 150 policías para operaciones rurales, entrega de vehículos; aparatos de comunicación e informática, construcción de comedor, cocina y mobiliario en general. El valor de la donación es de 1.156.000 dólares.

Estela Bogarín de la oficina de prensa del ministerio del Interior dijo a la AP que "el donativo fue concretado pero representantes de la embajada norteamericana irán a Huguá Ñandú a visitar el cuartel táctico en los próximos días".

En tanto, el ministro del Interior Carlos Filizzola en conferencia de prensa reiteró que "nuestro personal está trabajando en el norte en inteligencia para capturar a los integrantes del EPP y desbaratar totalmente esa organización criminal".

"Aunque el sábado terminará el estado de sitio, nuestras fuerzas continuarán en el norte hasta detener a los criminales. Esta es la orden que nos dio el presidente Fernando Lugo", concluyó.

En 2009, EEUU hizo un donativo de equipamientos pero para una fuerza militar de elite para el combate al terrorismo urbano.