El Gobierno canadiense organizó hoy en Ottawa una reunión con un centenar de representantes del sector privado, el mundo académico y la sociedad civil nacionales para buscar ideas para mejorar las relaciones del país con las naciones de Latinoamérica y el Caribe.

El llamado Diálogo Ministerial sobre América, organizado por el Ministerio de Asuntos Exteriores de Canadá, tiene como objetivo determinar, entre otras cuestiones, la efectividad de Canadá en el continente, cómo mejorar las relaciones con Brasil y el futuro de las relaciones multilaterales en la región.

"El diálogo de hoy es parte de una serie de consultas del Gobierno de Canadá que busca aumentar nuestro pensamiento sobre la relación de Canadá con el continente americano", afirmó la secretaria de Estado para América, Diane Ablonczy, en el discurso de apertura de la reunión.

Ablonczy agregó: "hay una cosa clara: todos tenemos un gran interés en la prosperidad, seguridad y estabilidad de nuestra región. Es por eso por lo que es tan importante para nosotros edificar y mantener relaciones con nuestros vecinos continentales".

La celebración del Diálogo Ministerial sobre América se produce pocos días después de que el pasado fin de semana se creara la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (CELAC).

Canadá, que al igual que Estados Unidos, no fue invitado a formar parte de la organización, no ha reconocido la creación de CELAC y se ha negado a comentar sobre la cumbre celebrada en Caracas.

Sin embargo, Ablonzcy afirmó hoy que las relaciones bilaterales de Ottawa con los países de la región, la presencia de Canadá en la Organización de Estados Americanos (OEA) y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) así como las relaciones empresariales, y sus lazos con América en general "están creciendo más fuertes cada día".