El empresario Daniel Angelici se impuso hoy en las elecciones celebradas en el Boca Juniors y presidirá al club de fútbol más popular de Argentina en los próximos cuatro años.

Angelici, un poderoso hombre de negocios del sector de juegos de azar, venció en los comicios al actual presidente del Boca, Jorge Ameal, justo el día en que el equipo auriazul se coronó campeón del fútbol argentino al adjudicarse el Torneo Apertura de la Primera División.

El dirigente ganador, de 47 años, obtenía el 55 por ciento de los votos a falta de una treintena de mesas electorales por escrutar, aunque la tendencia es "irreversible", según comentó en una aparición televisiva.

"Estoy muy emocionado por el título logrado hoy y por haber ganado las elecciones", dijo Angelici antes de apuntar que asumirá su cargo el próximo día 14 y de convocar a "la unidad de toda la familia del Boca Juniors".

Destacó además la participación récord de los socios en la jornada de hoy, en la que votaron más de 24.500 personas sobre un padrón de 53.000.

El empresario, líder de la agrupación Dale Boca, fue respaldado públicamente por el expresidente del club y actual jefe de Gobierno de la ciudad Buenos Aires, Mauricio Macri.

Daniel Angelici fue tesorero del club durante buena parte de las presidencias de Macri (1995-2007) y de Ameal, pero renunció en 2010 por no estar de acuerdo con los cuatro años de duración del contrato que la entidad firmó a su máxima estrella, Juan Román Riquelme.

Entre sus propuestas, el dirigente habló de remodelar el estadio 'La Bombonera' para dotarlo de mayor capacidad y de una reorganización de las divisiones inferiores.

Antes de los comicios, Angelici también dijo que renovaría por un año el contrato del entrenador Julio César Falcioni, quien dio hoy al Boca su estrella número 24 a nivel local.

"Ganamos un campeonato y perdimos una elección, pero en el Boca ganó la democracia. Felicito a Daniel (Angelici) por su victoria y espero que le vaya bien. Si le va bien a él, le va bien al Boca y nos va bien a todos", reconoció Ameal.

El dirigente, que se presentó a las elecciones como cabeza del Frente Unidad Boquense, se había convertido en 2008 y de forma sorpresiva en presidente del club tras la muerte de Pedro Pompilio, quien por entonces ejercía el cargo.

Ameal militó hasta hace algunos años en el peronismo que gobierna en Argentina, por lo que estas elecciones en el Boca tuvieron un marcado tinte político.