El corredor estelar de los Bears de Chicago, Matt Forte, tuvo que retirarse en el primer cuarto del partido que su equipo disputa hoy, domingo, contra los Chiefs de Kansas City después de sufrir una lesión en la rodilla derecha.

Forte recibió un golpe fuerte en la rodilla mientras iniciaba una carrera y no pudo seguir en el juego, aunque el equipo todavía desconoce el alcance de la lesión.

Cuando faltaban seis minutos para que concluyese el primer cuarto del partido entre los Bears y los Chiefs, que se disputa en el Soldier Field de Chicago, Forte intentó una acarreada y el linebacker Derrick Johnson le cortó su carrera para golpearlo con el casco en la rodilla derecha sin que pudiese avanzar.

Forte salió por su pie fuera del campo y se sentó detrás del área del banquillo de los reservas del equipo, donde los preparadores físicos examinaron la rodilla lesionada.

Mientras lo examinaban, varios compañeros encabezados por el mariscal de campo Jay Cutler y el corredor Marion Barber se le acercaron para darle ánimos.

Poco después, Forte se marchó a los vestuarios acompañado por los preparadores físicos y de inmediato el equipo anunció que no volvería a salir al campo.

Forte, cuatro años como profesional de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL), llegó al partido frente a los Chiefs con 985 yardas avanzadas por tierra y 490 por aire, siendo el líder de la liga en yardas conseguidas en jugadas preparadas.

Antes de abandonar el campo, Forte había avanzado 12 yardas por tierra en cinco acarreadas que ya tenía en su haber.

La lesión de Forte, de 25 años, llega en el peor momento para los Bears, que luchan por estar en la fase final, y tienen ya también la baja de Cutler, cuyo puesto ha sido ocupado por el reserva Caleb Hanie.

Además, Forte rechazó firmar una extensión de contrato de larga duración que le ofreció el equipo y al no recibir una nueva oferta ambas partes decidieron suspender las negociaciones.