Los países signatarios de Petrocaribe se han ahorrado 2.730 millones de dólares con la compra a Venezuela de crudo en condiciones "de comercio justo", dijo hoy el ministro venezolano de Energía y Petróleo, Rafael Ramírez.

El ministro venezolano, también presidente de la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA), habló así al inaugurar en Caracas el VIII Consejo Ministerial de este mecanismo de integración petrolera, formado por 18 países y lanzado en 2005 por el Gobierno venezolano.

La reunión ministerial se celebra en coincidencia con la cumbre fundacional de la Comunidad de Estados de América Latina y el Caribe (CELAC) que tiene lugar hoy y mañana en Caracas.

Ramírez reveló que la factura petrolera de Petrocaribe, creada en 2005 por iniciativa del presidente venezolano, Hugo Chávez, ha significado una inversión de 14.384 millones de dólares.

Esa inversión hubiese ascendido a 17.114 millones de dólares sin las ventajas y descuentos que otorga Petrocaribe.

El suministro de petróleo venezolano alcanza en la actualidad los 95.000 barriles diarios, "un avance extraordinario", en relación a los 42.000 barriles diarios con los que inició el intercambio en 2005, señaló.

"Estos números tan importantes han sido una de las razones fundamentales de que los países del área se hayan visto protegidos y amparados de la terrible situación económica que ha azotado a buena parte de la economía mundial por la crisis global del capitalismo", subrayó Ramírez.

A diferencia del mercado petrolero mundial, "marcado por la inestabilidad" y donde el precio del crudo "responde todavía a fundamentos del mercado", Petrocaribe sí toma en cuenta "las asimetrías que existen entre las distintas economías", añadió.

Petrocaribe admite la cancelación de una parte de la factura petrolera con la entrega de alimentos y, además de respetar la soberanía y los asuntos internos de cada país en la fijación de su política energética, no permite "la intermediación ni la especulación", remarcó el ministro venezolano.

En seis años de funcionamiento, añadió, el organismo reporta la compraventa de 178 millones de barriles y la construcción de una infraestructura propia que le permite almacenar diariamente 244.000 barriles.

Los planes de mejoramiento de la "logística necesaria para poder evitar la intermediación que encarece" la energía prevén que en 2014 la capacidad de almacenamiento llegue "a 1,17 millones barriles diarios adicionales", detalló el también presidente de PDVSA.

Sobre la actividad del refino, Ramírez reveló que, además de las obras para ampliar la capacidad de producción interna de gasolinas en Venezuela, Petrocaribe cuenta con "instalaciones activas" en Cuba, Jamaica y República Dominicana, con capacidad de procesamiento de 65.000, 34.000 y 36.000 barriles diarios, respectivamente.

En el futuro esa cifra se incrementará a 413.000 barriles diarios adicionales con los proyecto en desarrollo, destacó.

También hizo hincapié en que Petrocaribe cuenta con dos barcos petroleros propios y nueve fletados.

Sobre generación eléctrica, afirmó que el acuerdo regional ha creado una capacidad de generación de unos 365 megavatios en cuatro países: 291 en Nicaragua, 61 en Haití, 4 en San Cristóbal y Neves, y 8,6 en San Vicente y las Granadinas.

Petrocaribe nació el 29 de junio de 2005, tras el Acuerdo de Cooperación Energética suscrito por 14 naciones del Caribe, y hoy suma 18 países miembros.

Se trata de Antigua y Barbuda, Bahamas, Belice, Cuba, Dominica, Granada, Guatemala, Guyana, Haití, Honduras, Jamaica, Nicaragua, República Diminicana, San Cristóbal y Nieves, San Vicente y las Granadillas, Santa Lucía, Surinam y Venezuela.