Los precios de la producción industrial aumentaron en octubre un 0,1 por ciento en los países de la zona del euro, mientras que en España se mantuvo estable, según los datos difundidos hoy por Eurostat, la oficina comunitaria de estadística.

En el conjunto de la Unión Europea (UE), este índice aumentó un 0,2 por ciento durante este mes.

En septiembre, los precios industriales habían crecido un 0,3 por ciento en los Diecisiete socios de la moneda única y un 0,4 por ciento en los Veintisiete,

En comparación con el mismo mes de 2010, en octubre los precios registraron una subida de un 5,5 por ciento en la zona euro y de un 6,4 por ciento en el conjunto de la UE.

En España, la producción industrial se encareció un 6,5 por ciento en los últimos doce meses.

Por sectores, el energético registró en octubre un aumento en su precio del 0,8 por ciento mensual en ambas zonas, subida que compensa el descenso de un 0,1 por ciento de los del resto de los precios de la producción industrial tanto en los Diecisiete como en los Veintisiete.

Los precios de los bienes de consumo duraderos aumentaron un 0,1 por ciento en la zona euro y un 0,3 por ciento en la UE, a la vez que los de los bienes no duraderos subieron 0,1 por ciento; en cambio, los precios de los bienes intermedios disminuyeron un 0,4 por ciento en la zona euro y un 0,5 por ciento en la UE

De entre los Estados miembros que facilitaron sus datos a Eurostat, las subidas generales más significativas se registraron en Hungría (1,3 por ciento), Francia (0,5), Eslovaquia (0,4) y Reino Unido (0,4), mientras que en el otro extremo se situaron Dinamarca (-0,7 por ciento), Irlanda (-0,6) y Bélgica (-0,5).

En términos anuales, los precios en el sector de la energía aumentaron en octubre un 12,4 por ciento en la zona del euro y un 13,9 por ciento en los Veintisiete.

Sin tener en cuenta este sector, en los últimos doce meses la producción industrial aumentó de precio un 3,2 por ciento y un 3,5 por ciento, respectivamente.

Los bienes intermedios se encarecieron un 4,2 por ciento en los Diecisiete y un 4,4 por ciento en el conjunto de los Veintisiete, mientras que los bienes de consumo no duraderos aumentaron un 3,5 por ciento y un 4.1 por ciento, respectivamente.

Los bienes duraderos aumentaron un 2,5 por ciento en ambas zonas, mientras que los bienes de inversión se encarecieron un 1,5 por ciento en los socios de la moneda única y un 1,6 en toda la UE.

Los países con un mayor incremento interanual de los precios fueron Reino Unido (11,7 por ciento), Lituania (11,4) y Letonia (9,8); las subidas más suaves se dieron en Malta (0,8) por ciento y Eslovaquia (3,0) y el único descenso en Suecia (-0,7%).