La economía cubana crecerá en el presente año en un 2.7%, una cifra inferior al 3% planificado, porque aumentaron las importaciones de alimentos y no se cumplieron las inversiones esperadas, informó el viernes el diario Granma.

El presidente Raúl Castro encabezó una reunión del Consejo de Ministros, cuya fecha no se precisó, durante la cual destacó que la baja de crecimiento se debe "fundamentalmente al incumplimiento del plan de construcción y montaje para inversiones,".

"Se estima un crecimiento del Producto Interno Bruto en el presente año de 2.7 %, inferior al 3 % planificado", agregó el reporte del rotativo oficial cubano.

En el 2010 el producto interno bruto de Cuba había crecido de un 2.1%.

De acuerdo a la información de Granma, no se cumplió el plan de producción de algunos productos como frijol, plátano, carne de cerdo y leche fresca que son fundamentales en la dieta del cubano. La información agregó que a pesar de que "el volumen de estas importaciones (de alimentos) debe disminuir, no se logrará reducir los gastos por este concepto, debido al aumento del precio de los alimentos en el mercado mundial".

La isla importa cada año casi el 70% de los alimentos que consume, lo que representa un gasto de unos 2.000 millones de dólares.

Además de la agricultura, también se mencionaron a la industria sideromecánica, la industria ligera y de materiales de construcción como sectores con deficiencias.

Castro hizo hincapié en la "responsabilidad de cada directivo -en cualquier organismo o entidad_, de velar por el cumplimiento de lo establecido", reportó Granma.

Y el presidente cubano agregó , "no vamos a permitir que se cometan una y otra vez los mismos errores".

Desde que asumió la presidencia de Cuba en el 2008, en sustitución de su hermano Fidel, Raúl Castro lleva a cabo una "actualización" de la economía cubana que incluye una apertura al trabajo independiente, la reducción de la plantilla estatal así como una reforma en el sector agrícola.