La Policía dominicana reforzó hoy la vigilancia alrededor de la embajada y el consulado de Estados Unidos en el país después de que la delegación diplomática recibiera, vía telefónica, una amenaza de bomba.

La embajada confirmó el suceso en un escueto comunicando, en el que señaló que "como es rutina en estos casos", la Policía fue notificada y que "de inmediato aumentó el patrullaje alrededor de la misión diplomática y del consulado como medida de precaución".

El portavoz de la Policía, Máximo Báez Aybar, dijo en declaraciones a medios locales que todo se trató de una falsa alarma y que están tras el responsable.

El periódico local Diario Libre señaló en su página electrónica que el incidente generó pánico entre los empleados de la delegación diplomática, pero que tras las investigaciones, los trabajadores volvieron a la normalidad.