Luego de confusión y recelos de algunos policías sobre cómo hacer cumplir la nueva ley de inmigración de Alabama, el estado va a requerir ahora entrenamiento especial para los más de 16.000 agentes del orden.

Funcionarios esperan que el inusual paso alivie las incertidumbres sobre la ley entre las fuerzas del orden.

Jefes policiales, fiscales y jueces han dicho que las complicadas y largas disposiciones de la ley eran difíciles de entender, y tribunales federales que bloquearon la implementación de algunas secciones dificultarían aún más la tarea para los policías. Algunos departamentos han dependido básicamente de reportes de prensa para información sobre la ley, dijeron funcionarios.

Alan Benefield, jefe de la Comisión de Estándares y Entrenamiento de la Policía de Alabama, dijo el jueves que el panel decidió el mes pasado requerir cuatro horas de capacitación especial para todos los agentes en el estado a causa de la complejidad de la ley y la persistente confusión. Dijo que nuevas leyes y fallos judiciales son añadidos de manera regular al currículo de entrenamiento en el estado, pero que cursos completos sobre leyes específicas no son comunes.

Más de 1.000 policías ya finalizaron los cursos, dijo, y otros miles pertenecientes a agencias locales, de condados y estatales van a pasar por el entrenamiento en las próximas semanas. Benefield dijo que muy probablemente se requerirán nuevas sesiones y actualizaciones del currículo a medida en que las cortes federales emitan nuevos fallos sobre desafíos legales presentados por el gobierno de Barack Obama, grupos defensores de los inmigrantes y otros opositores de la ley.

La ley ha causado confusión en algunas áreas.

El 16 de noviembre, un gerente alemán de Mercedes-Benz fue arrestado bajo la ley por no tener un permiso estadounidense de conducir mientras manejaba un automóvil alquilado. El fiscal de la ciudad de Tiuscaloosa dijo que el cargo fue desestimado más adelante cuando el hombre presentó documentos apropiados en un tribunal municipal. Funcionarios estatales dijeron que el caso fue manejado de manera acorde a la ley.

Pero en un incidente esta semana, Honda Manufacturing de Alabama dijo que un trabajador japonés que estaba temporalmente en el país fue multado por la ley. Una persona con conocimiento del caso dijo que el hombre fue multado por un policía municipal durante un control rutinario de carretera pese a que llevaba su pasaporte japonés y un permiso internacional de conducción.