El desempleo en el país continuó disminuyendo pese al menor ritmo de crecimiento que registra la economía chilena en el segundo semestre del año y alcanza al 7,2%, según informó el miércoles el Instituto Nacional de Estadísticas, Ine.

El organismo estatal señaló en su informe que el desempleo disminuyó 0,2 puntos porcentuales en el trimestre agosto-septiembre-octubre en relación al trimestre móvil anterior y 0,4 puntos menos que hace un año.

El 7,2% de desempleo estuvo por debajo de las expectativas del mercado, que situaban el índice al 7,3%. Eso implica que 584.000 trabajadores de una fuerza laboral de 8 millones están desempleados.

En la región metropolitana de Santiago, donde se concentra alrededor del 40% de la fuerza laboral, el índice supera el promedio nacional con 7,6%.

El índice más alto en el país se registra en la empobrecida región sureña de La Araucanía, poblada por un mayoría de habitantes de la etnia indígena mapuche, donde alcanza al 9%. El nivel más bajo se registra en la turística región de Los Lagos, también en el sur del país, con 3,7% de desempleo.

"En medio de una situación económica internacional muy compleja, la economía chilena sigue creando empleo en forma potente y fuerte", destacó el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, en declaraciones que formuló en el Congreso en el vecino puerto de Valparaíso.

En alusión a los 584.000 desempleados, Larraín manifestó que "este Gobierno los tiene en mente y muy presente, y vamos a hacer todo lo que esté a nuestro alcance para que se sigan generando oportunidades".

El jefe de las finanzas resaltó también que este año según el gobierno se han creado 255.000 nuevos empleos y que desde el inicio del gobierno del presidente Sebastián Piñera hace 20 meses hay más de 570.000 trabajos.