Los precios de las acciones subieron el martes en la Bolsa de Valores de Nueva York por los esfuerzos de los ministros de hacienda de Europa para tratar de hallar una solución a la crisis de deuda y ante un alza en la confianza de los consumidores en Estados Unidos. No fue así para las acciones de tecnología.

El índice Dow Jones subió 32,62 unidades (0,3 para ubicarse en 11.555,63 mientras que el Standard & Poor's 500 ganó 2,64 unidades (0,2%) para quedar en 1.195,19 y el tecnológico Nasdaq bajó 11,83 unidades (0,5%) para cerrar en 2.515,51.

Las emisoras con pérdidas superaron a las que registraron ganancias. El volumen de transacciones fue menor al promedio con 3.900 millones de títulos.

Los títulos tecnológicos flaquearon. Corning Inc., que fabrica pantallas planas de televisión, tuvo un desplome de 10,8% que fue el más pronunciado en el S&P 500 luego de comunicar que dejaba de tener negocios con un importante cliente surcoreano.

Con un renovado sentido de premura, los ministros de hacienda europeos debatían ambiciosos planes para proteger al sistema financiero de la región y evitar un colapso del euro. Algunas de las ideas eran impensables hace poco, como la de que los países cedan su autoridad financiera a un ente centralizado.

En el más reciente capítulo de la crisis, el martes, Italia tuvo que pagar una tasa sumamente alta en un remate de bonos a tres años. Había gran demanda, pero la tasa de 7,89% fue casi tres puntos mayor a la del mes pasado.

"Hay cierto optimismo en la creencia de que los europeos están tratando de elaborar una solución, y prueba de ello es la demanda manifestada", opinó Quincy Krosby, estratega de mercado de Prudential Financial. "Pero sigue siendo preocupante que esos rendimientos son superiores a una cifra que una semana atrás hubiera provocado pánico en los mercados mundiales".

Las propuestas consideradas por los ministros europeos se han vuelto más extremas a medida que aumentan los costos de los préstamos para las mayores economías del continente, incluyendo España e Italia. El presidente Barack Obama declaró el lunes en una reunión con altos funcionarios de la Unión Europea que si los europeos no logran resolver la crisis, la economía estadounidense se vería afectada.

Los precios de las acciones bancarias retrocedieron debido al alza en el costo de los préstamos para Italia. Morgan Stanley bajó 3,6% y Bank of America cedió 3,2%.

AMR Corp., la empresa propietaria de American Airlines, perdió 84% tras declarar que buscaría protección ante acreedores por bancarrota. Su competencia, United Continental Holdings Inc., subió 6,3% y Delta Air Lines Inc. avanzó 5%. AMR Corp. ha seguido perdiendo dinero al tiempo que otras aerolíneas estadounidenses se han recuperado en los últimos dos años.

Los precios de las acciones iniciaron la jornada en alza y cobraron impulso después de las 10 de la mañana, cuando el Conference Board, un grupo de análisis privado, reportó que su índice de confianza del consumidor aumentó en noviembre a su nivel más alto desde julio.

La fabricante de discos duros Seagate Technology PLC subió 3,7% tras emitir pronósticos de ganancias mayores a los de los analistas. Joe Yoo, analista de Citi, dijo que la tendencia se debió a la inflación de los precios de los discos duros de computadora.

La empresa de productos de lujo Tiffany & Co. cayó 8,7% tras reportar ingreso para el cuarto trimestre que estuvieron por debajo de las expectativas de Wall Street.

Dillard's Inc. cayó 6,8% ante vaticinios de que la empresa de tiendas de departamentos se verá afectada por la crisis económica.

Los bonos del Tesoro de Estados Unidos tuvieron un incremento en el rendimiento. Los papeles referentes con vencimiento a 30 años pagaron 2,96% contra el 2,92% del lunes.

La moneda estadounidense se depreció ante el euro por segundo día consecutivo ante la situación en Europa. La divisa de la UE aumentó de 1,3306 a 1,3331 dólares, mientras que la libra esterlina aumentó de 1,5496 a 1,5607 dólares.

La mejoría en la confianza del consumidor estadounidense contribuyó a que el petróleo subiera a casi 100 dólares el barril.

El precio del crudo de referencia creció en 1,58 dólares a 99,79 dólares por barril en Nueva York. El petróleo Brent, base de cotización para muchos tipos en el mercado internacional, subió 1,84 dólares a 109,86 dólares por barril en Londres.

Las nuevas esperanzas de salida en la UE favorecieron a las bolsas europeas. El parámetro DAX de Alemania avanzó 1% a 5.799,91 puntos, el francés CAC-40 mejoró 0,5% a 3.026,76 y el británico FTSE 100 ganó 0,5% para colocarse en 5.337 unidades.

En Asia, el Nikkei 225 de Japón tuvo un marcado ascenso de 2,3% a 8.477,82 y el Kospi de Corea del Sur registró el mismo aumento y cerró en 1.856,52.

___

El periodista de The Associated Press Pan Pylas en Londres contribuyó en la información.