Un juez federal concedió el lunes una petición para combinar demandas separadas contra la ley de inmigración del estado de Utah.

El juez federal de distrito Clark Waddoups dijo que una demanda presentada por grupos de derechos civiles a principios de este año puede unirse a una demanda casi idéntica presentada la semana pasada por el Departamento de Justicia estadounidense.

Una audiencia para una orden restrictiva contra la ley está programada para el próximo 17 de febrero. Una audiencia programada para el viernes fue cancelada.

La oficina de la fiscalía general de Utah solicitó una audiencia expedita pero no se opuso a consolidar los casos.

Un juez federal otorgó una orden restrictiva temporal en mayo contra la ley 497 de la Cámara de Representates. Esa ley requiere que la gente arrestada por crímenes serios demuestre su nacionalidad, pero da a la policía autoridad para revisar la ciudadanía en caso de delitos menores.